LAS NUEVAS TECNOLOGÍAS PUEDEN AYUDAR A MEJORAR EL ANIMO

LAS NUEVAS TECNOLOGÍAS PUEDEN AYUDAR A MEJORAR EL ANIMO

Un videojuego para tratar la depresión
El SPARX es un videojuego que utiliza un entorno de fantasía en
3DEnseña técnicas para controlar los síntomas depresivosEl
tratamiento dura entre cuatro y siete semanas

Patricia Matey

Un programa de ordenador basado en la terapia cognitiva
conductual es una alternativa eficaz a las terapias
tradicionales de la enfermedad mental.

Cada año entre el 1% y el 6% de los adolescentes del mundo
padecen depresión, pero la mayoría de ellos no tiene un
diagnóstico y, consecuentemente, no recibe tratamiento. Sin
embargo, una terapia informatizada, un videojuego, puede ser una
buena elección para este colectivo tan familiarizado con los
ordenadores.Esta es la conclusión a la que ha llegado un equipo
de científicos de Nueva Zelanda tras realizar una investigación,
y cuyos resultados se publican en el último ‘British Medical
Journal’.Sally Merry, de la Universidad de Auckland, declara a
ELMUNDO.es: «Tenemos algo que poder ofrecer a los jóvenes con
depresión. Un tipo de intervención con la que disfrutan y además
es eficaz».El trabajo ha sido llevado a cabo con 187
adolescentes de entre 12 y 18 años que acudieron a 24 centros de
atención primaria de Nueva Zelanda por síntomas depresivos.
Todos se sometieron a pruebas psicológicas para evaluar su
gravedad y, posteriormente, fueron divididos en dos grupos. La
mitad de ellos (94) se asignó al grupo de terapia con el
videojuego, mientras que el resto (93) siguió los tratamientos
tradicionales, en consulta. Elegir un avatarEl ‘SPARX’ es un
programa informático de autoayuda para personas jóvenes con
síntomas de depresión que utiliza un entorno de fantasía, juegos
en 3D y una banda sonora hecha a medida. El programa enseña
técnicas para controlar los síntomas de la depresión, en un
formato de aprendizaje autodirigido.Al mismo tiempo, los jóvenes
aprenden las técnicas de la terapia cognitivo-conductual para
tratar los síntomas (por ejemplo, hacer frente a los
pensamientos negativos, resolución de problemas, planificación
de la actividad y la relajación). El programa se puede utilizar
con un mínimo de supervisión y en él los usuarios pueden
personalizar su avatar y el viaje a las siete provincias, cada
una con un conjunto único de desafíos y puzles, detallan los
investigadores.»El tiempo necesario para hacer el SPARX es de 30
a 40 minutos por módulo, con un tiempo total de duración de la
terapia de cuatro a siete semanas. Lo más positivo del programa
es que está directamente a disposición de los jóvenes para que
ellos trabajen su problema», destaca la investigadora principal.
Los resultadosUna vez finalizado el juego, todos los jóvenes
fueron evaluados a través de varios tests psicológicos. Los
datos revelan que el «SPARX fue tan eficaz o más que la atención
habitual a la hora de reducir los síntomas de depresión y
ansiedad en por lo menos un tercio», detallan los
investigadores.Además, un 44% del grupo que siguió el videojuego
se recuperó completamente en comparación con 26% de los que
siguieron la terapia habitual. Además, es importante que el 95%
de los usuarios del SPARX se mostró satisfecho con esta fórmula
y hasta un 81% reconoció que se lo recomendaría a algún amigo.
«No obstante, la satisfacción fue igual de elevada en el grupo
que siguió el tratamiento convencional», determinan los
investigadores.La terapia cognitivo conductual informatizada
SPARX es un «recurso eficaz para los adolescentes con depresión
que buscan ayuda en atención primaria. El uso del programa
resultó en una reducción clínicamente significativa en la
depresión, la ansiedad y la desesperanza y una mejora en la
calidad de la vida. Los resultados son mejores si se considera
que SPARX es totalmente un recurso de autoayuda. El único
contacto con el médico fue al inicio (cuando se acude al centro
de salud) y, posteriormente, a través del teléfono pasado un mes
del tratamiento», concluye el ensayo.Además, los efectos del
tratamiento persistieron durante tres meses después del
programa, que fue más eficaz para «aquéllos que en un principio
estaban más deprimidos. La intervención es al menos tan buena
como el tratamiento habitual para atención primaria, pero sería
más barata y más fácil difundir», agregan los investigadores.

No Comments

Post A Comment

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies